Gerard Butler

Imagen de Gerard ButlerGerard Butler nació en Paisley, Escocia, Reino Unido, el 13 de noviembre de 1969. Es un actor, cantante y productor de cine británico.

Ficha en Imdb: http://www.imdb.es/name/nm0124930/

Sus películas en Comentamos cine:

Crítica: Exposados (2010)

Crítica: Un ciudadano ejemplar (2009)

Crítica: Gamer (2009)

Crítica: La cruda realidad (2009)

Anuncios

Un ciudadano ejemplar

Kurt Wimmer, a veces guionista y en otras ocasiones director de películas tales como la inolvidable “Equilibriun” dirigida en el 2002, en esta ocasión ha escrito el guión para  F. Gary Gray, del que también recordamos con cariño a Edwad Norton y Charlize Theron en “The Italian Job”, de 2003. Unidos los dos, escritor y director, nos dan “Un ciudadano ejemplar” una historia que  genera un alto grado de interés desde el primer minuto, contando este relato con un guión brillante y una idea totalmente inquietante.

Clyde Shelton (Gerard Butler) está sentado en su casa hablando con su hija y su esposa. Esperan que termine de cocinarse la comida para sentarse a la mesa. Están bromeando sobre lo bien que huele la comida y sobre los trabajos manuales de la niña, cuando suena el timbre de la puerta, Clyde la abre, y recibe un golpe que lo tumba en el suelo, después otro y otro. Los visitantes  son unos ladrones que han venido a robarle pero no se conforman sólo con eso. Horriblemente  matan a su esposa e hija delante de sus propios ojos, él lo ve todo hasta que el dolor le hace perder el conocimiento. Los criminales asesinos son detenidos, pero el fiscal Rice (Jamie Foxx) le propone un pacto a uno de los implicados para que declare en contra de su compañero a cambio de rebajar su tiempo en prisión. Pasan diez años, y Clyde no se ha recuperado de la pérdida de su familia, es más,  su atormentada cabeza le dicta arreglar de una vez por todas el sistema judicial que tan erróneamente se pronunció en su caso y miles de casos más.

Gerard Butler, desborda emoción en “Un ciudadano ejemplar”, sus ojos azules, muy abiertos y brillantes, como necesitando  en todo momento que un río de lagrimas inunde todo su espacio. Inmediatamente los relaja con una cierta expresión de dolor. De repente, mira al frente con desafío, con un gesto con el que parece entrar en un misterioso proceso de osmosis hacia una salida que su personaje necesita, un hombre que él brillantemente  representa. Éste es el actor que yo quería ver, Butler es el intérprete del que más películas le he comentado en este blog, y hasta ahora no le había tratado positivamente. Me parece que hace bien su trabajo pero no ha tenido la suerte de participar en películas de calidad. Con “Un ciudadano ejemplar” se  luce como actor y, en el mano a mano con Jamie Foxx los dos salen beneficiados dominando a los respectivos  personajes y haciendo fluir con absoluta corrección la narración.

Toda la película gira entorno al sistema judicial americano dejando al desnudo todas sus miserias. Contiene una estupenda atmósfera con aroma a vulneración y a locura causal. El resultado es el de un producto que nada tiene que envidiar a otras producciones de intriga con exitosa repercusión en taquilla y en los medios de comunicación.

Es un thriller intenso con el que se pasa sin darte cuenta la hora y cuarenta minutos que te ha ocupado y que desarrolla una historia, no de venganza, sino de justicia aunque no debamos  admitirlo. Yo la recomiendo para los amantes de la intriga y los sustos desprevenidos.

Antes de terminar reseñar que todo el conjunto actoral están de diez

Exposados

Una mezcla anómala entre comedia y thriller, todo desplegado con una importancia mínima en el desarrollo, nos presentan la historia de Milo Boyd (Gerard Butler) un ex policía  cuya profesión actual es la de cazarecompensas, un tipo duro y valentón y  Nicole Hurley (Jennifer Aniston) una periodista algo confundida, han sido pareja, ahora, no. Ella tenía que haber asistido a un juicio, pero por culpa del trabajo no se pudo presentar y ahora está en busca y captura, su ex la sigue para cobrar la recompensa. El relato sigue con policías corruptos, coches que arden de forma rarísima y algún pretendiente incoherente, que persigue a Nicole sin descanso.

De esta forma surge una película que no aborda nada en concreto, no tiene nada que la distinga, ni esencia, ni aderezo alguno desde el humor. Es un producto desaborido, una oferta que sólo pretende hacer pasar el rato al espectador poco exigente, no contiene nada nuevo, ni ingenioso ni ocurrente.

Como comedia flaquea solemnemente, en pocas ocasiones se hace efectiva para sacar una sonrisa. Eso, sí, el desparpajo de los actores y la jovialidad que ponen en la representación, es digno de valoración.  Obvio que el director, Andy Tennant, busca revalorizar su producto poniendo al frente a dos actores de primera, Butler, con su tono burlón y su excelente presencia da mucho carisma al personaje. Aniston, en su clásico registro de mujer treinteañera , guapa, perfecta, y feliz con su vida, aunque la vida no sea perfecta con ella, justo a lo que nos tiene acostumbrados esta buena actriz.

Desde la estructura narrativa esta película no tiene solidez alguna, como ya he dicho, es más valida por los actores, pues el guión esta obviamente sujeto a las limitaciones del director,  que parece que tiene un periodo de crisis creativa, es increíble que el responsable de esta cinta sea el mismo que dirigió  “Ana y el Rey” y “Por Siempre Jamás”.

No obstante, en general, puede que a alguien le resulte un discreto pasatiempo; espectadores que vayan a verla y no les desagrade, pero no tiene fuerza suficiente para recordarla después de un día tras haberla visto.

Película inconcebible, falla desde el romance y no digamos desde la acción, una  producción que traiciona sobre todo a los actores. Bien por ellos.

La cruda realidad

La cruda realidadDel director Robert Luketic, “La cruda realidad” cuenta en papel principal con Gerard Butler,  actor de teatro y cinematográfico, de nacionalidad escocesa que  destacó en 2001 en la película “Drácula”, también buen papel  en 2007, en “300″. En 2009 lo hemos visto en “Gamer”, su peor papel debido a lo pésima que es la película. La protagonista femenina es Katherine Heigl (Como la vida misma), actriz de ancestros irlandeses y alemanes, con una buena trayectoria a sus espaldas, películas, series y algunos premios de reconocimiento a su trabajo la acreditan; aquí gustó mucho en “Anatomía de Grey”. Junto a ellos, Cheryl Hines, Bonnie Somerville y Bree Turner.

Heigl, es una chica treintañera con dificultades para relacionarse en el tema del amor. La chica es monísima  pero algo maniática de la organización, cuando va a las citas incluso lleva una lista de temas para hablar con el tipo que ha quedado. Ella trabaja como productora en televisión y allí entra a trabajar un rudo, basto y machista presentador. No se sabe por qué , ella se deja aconsejar por este personaje en temas de sexo y amor y, bueno, digamos que aquí empieza la trama. Una trama que no tiene la mas mínima profundidad, incluso nos regala cantidad de tópicos, una  escena al principio totalmente  socorrida y otra en un ascensor súpertrillada, y  muchas palabras mal sonantes… pero que queréis que os diga, yo lo he pasado fenomenal viéndola.

Posee  una cuota de humor,  que  te hace olvidar la debilidad de la historia, con situaciones nada románticas, dentro de lo que se define como relación hombre-mujer.

Hasta la resolución final, es extravagante y divertida.

Da gusto pasar este rato con tu pareja o con amigos, en el cine con todos los espectadores riendo al unísono.

Los dos actores principales, colosal.

No he dicho que la película sea  “buena”,  sólo que me he reído mucho, pero aún cuando reírse es muy bueno, los guionistas y directores de cine deberían de utilizar este medio que tanta difusión tiene para que a los espectadores se nos despierten un  poquito las neuronas  que tengamos en reposo.

A %d blogueros les gusta esto: